Varela ordena a la ASEP suspender ajuste tarifario, Ejecutivo asumirá incremento

El presidente de la República de Panamá Juan Carlos Varela ordenó al director de la Autoridad Nacional de Servicios Públicos (ASEP), Roberto Meana la suspensión del ajuste en la tarifa eléctrica.

"He dado instrucción al director de la ASEP, de suspender de inmediato los efectos del ajuste tarifario", dice una nota de prensa de la Secretaría de Comunicación del Estado emitida la tarde de este viernes, donde además se detalla que será el Órgano Ejecutivo el que asuma este ajuste, que representa alrededor de 60 millones de dólares.

Con la decisión de Varela se suspende el aumento de 8.4% de la tarifa que se iba a aplicar al 24.5% de los clientes del sector eléctrico panameño durante el segundo semestre del 2018.

Varela indicó que para esto pidió a la ministra encargada de Economía y Finanzas Eyda Varela de Chinchilla realizar las acciones necesarias para que el Ejecutivo asuma los efectos, mientras que la Asamblea Nacional aprueba la dispensa fiscal de 300 millones de dólares solicitada.

Ante esto, Varela hizo un llamado al Órgano Legislativo para la aprobación de la nueva ley de responsabilidad fisca, ya que de no aprobarse la dispensa fiscal y al Ejecutivo le toque asumir el incremento en su totalidad, se verán afectadas otras áreas de funcionamiento.

La ministra encargada del MEF indicó que ante la suspensión el Gobierno deberá asumir el monto de 10 millones de dólares mensuales de loss gastos de funcionamiento, por los próximos seis meses sino se aprueba la ley fiscal, por lo que han girado instrucciones a la Dirección de Presupuesto de buscar qué sectores se verán afectados.

El mandatario sostiene que manifestó su desacuerdo al momento que se le planteó la necesidad de un ajuste de la energía eléctrica, producto de las variaciones en el precio del combustible a nivel internacional y por los costos relacionados a la entrada en operación de la Tercera Línea de Transmisión Eléctrica.

Indicó que en la reunión del 29 de junio con el equipo técnico que atiende los asuntos del sector energético se mostró en contra de un nuevo aumento, considerando la afectación que tuvo la economía nacional por los 30 días de huelga en el sector de la construcción, que costó al país más de 300 millones de dólares en pérdidas, además del debate público que surgió por el mal manejo de fondos en la Asamblea Nacional.

Varela destacó que pese a lo anterior, el director de la ASEP sustentó que la Ley 6 de 1997 que obliga a realizar ajustes de la tarifa si el Gobierno Central a través del presupuesto de funcionamiento no aportaba los fondos requeridos.

El anuncio de este ajuste tarifario provocó de inmediato el rechazo de diversos sectores de la sociedad, terminando inclusive en enfrentamientos entre la Policía Nacional y estudiantes de la Universidad de Panamá, quienes pedían que se suspendiera.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida