En medio de crisis diplomática, Maduro designa edificio con nombre de Omar Torrijos

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, bautizó con el nombre del general panameño Omar Torrijos (1929-1981) un edificio para sectores populares en el oeste de Caracas, un día después de romper relaciones diplomáticas con Panamá.

"Vamos a proponer colocarle el nombre del patriota bolivariano más grande que ha tenido Panamá, Omar Torrijos, a este edificio del pueblo, ¿están de acuerdo? ¡aprobado! este edificio que voy a entregar se llamará Omar Torrijos, general del pueblo panameño. General bolivariano", dijo Maduro.

El presidente hizo el anuncio en un acto de entrega de viviendas en el marco de la celebración del primer aniversario de la muerte del gobernante venezolano Hugo Chávez (1999-2013) al que convocó a sus simpatizantes y en el que también estuvieron presentes el actor estadounidense Danny Glover y el periodista hispanofrancés Ignacio Ramonet.

"Nuestro comandante Chávez siempre fue torrijista", exclamó Maduro, lanzando vivas a Torrijos, al pueblo panameño y a "la unión de Panamá y Venezuela".

Maduro señaló que "hasta ayer", el edificio no tenía nombre pero que gracias a las decisiones que tomó "para defender la dignidad y la soberanía de Venezuela ante conspiraciones" ahora se llama Omar Torrijos. 

"Salió el presidente de Panamá (Ricardo Martinelli) ya conocemos como actúa, a decir 'yo no fui' cuando por debajo están conspirando, el canciller de Panamá (Francisco Álvarez de Soto) conspirando (...) y el embajador de Panamá (Pedro Pereira) no anda sino conspirando contra Venezuela para que haya una intervención extranjera en nuestro país", dijo.

Reiteró que ya le había indicado al Gobierno de Panamá que "por Venezuela solo habla Venezuela y más nadie en este mundo de hoy" y que nadie tomará la voz del país "y mucho menos para buscar una intervención extranjera".

Maduro anunció ayer la ruptura de las relaciones diplomáticas con Panamá lanzando duras críticas al Gobierno de Martinelli por pedir una reunión en la OEA para tratar la situación de Venezuela, sumida en protestas ciudadanas desde hace tres semanas. 

La ruptura de las relaciones diplomáticas incluye también la congelación de los lazos comerciales bilaterales, lo que deja en suspenso la discusión de la deuda que empresarios venezolanos mantienen con la Zona Libre de Colón, calculada en 1.200 millones de dólares.

La Cancillería venezolana reiteró hoy la suspensión de las relaciones e informó que la misión diplomática panameña en Caracas tiene 48 horas para abandonar el país.

La suspensión de relaciones se produce cuando Venezuela enfrenta un escenario de protestas que ya cumplió tres semanas y que en algunos casos se han tornado violentas y hasta el momento han dejado al menos 19 muertos y unos 300 heridos.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida