Se registra una muerte en "operación humanitaria" en Arraiján, el Gobierno se pronuncia

El director del Sistema Nacional de Protección Civil José Donderis se refirió la tarde de este sábado al accidente donde murió una mujer, producto del colapso de un muro durante el operativo de desalojo realizado por equipos de Gobierno en el sector de Cerro Galera, distrito de Arraiján.

De acuerdo con Donderis, la residencia que colapsó este sábado no era ocupada por la víctima de nombre Demetria Montenegro, allí residía Nayrobi Díaz, quien desde el viernes había aceptado el proceso de reubicación del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial, por lo que se inició la demolición.

Indicó que los trabajos de demolición de la vivienda llevaban más de 75% de avance, sin embargo Montenegro ingresó al lugar para tomar una carriolas, pero fue sorprendida por el colapso de una de las paredes, creándole severas lesiones.

"Mantengo aquí los documentos del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial donde la señora Nayrobi el día de ayer se apersonó a aceptar los programas de asistencia social del Miviot donde va a tener una vivienda digna y un lugar seguro. La señora Demetria lamentablemente ella no vivía en el lugar, se encontraba en el sitio, preliminarmente se nos informa que ella quería tomar de dentro de la estructura, que ya tenía 75% de avance de demolición, algunas carriolas, y lamentablemente ingresa al lugar y se colapsa esta pared", señaló el director de Sinaproc.

Además dijo que tras el incidente la víctima fue atendida por el equipo de emergencia que se encontraba en el sitio y trasladada al centro hospitalario donde se confirmó su muerte.

Donderis informó que las instituciones involucradas en la operación humanitaria están colaborando con las investigaciones de los hechos que lleva adelante el Ministerio Público.

Negó que estas tierras donde se encuentran las residencias hayan sido vendidas en una subasta al diputado José Luis Varela y sostiene que son terrenos que pertenecen a la Nación.

El funcionario dijo que las viviendas construidas en Cerro Galera no tienen las características adecuadas y que la ladera sobre la cual se encuentran tienen una alta vulnerabilidad de deslizamiento, y los asentamientos que se están generando en este punto generarían pérdidas colectivas de vidas humanas en caso de severas lluvias.

El Gobierno inició el pasado jueves esta operación “humanitaria”, que consistía en el desalojo de la zona invadida y reubicación de las 218 familias, mediante programas de asistencia social del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial. Hasta el momento se han desmantelado unas 61 viviendas.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes


Tu emisora... Parte de tu vida