Conociendo a Aldair en Colón