Colombia tiene que mostrar al mundo su gastronomía maravillosa

Frutas, verduras de calidad y platos tradicionales como la arepa de huevo rescata el reconocido chef español Paco Roncero de la gastronomía colombiana, que, según él, tiene el reto de mostrarse al mundo para convertir al país en un destino para paladares exigentes.

"Colombia tiene una gastronomía tradicional fantástica y tiene grandísimos cocineros y grandes talentos, pero creo que no está bien comunicado, no bien enseñado al mundo; al final se queda aquí y la gente no la conoce", declaró Roncero a Efe.

Este cocinero vanguardista, con un palmarés que incluye dos estrellas Michelin y tres soles de la guía Repsol, rescata de la culinaria colombiana la arepa de huevo (tortilla de maíz circular que se fríe con un huevo dentro) o el tradicional ajiaco santafereño, una sopa que combina tres distintos tipos de papa colombiana.

"La arepa de huevo me parece un plato de alta cocina y es un plato tradicional de toda la vida, el ajiaco es un plato fantástico comparable perfectamente a cualquier cocido madrileño o a una paella", resaltó el chef jefe del NH Hotel Group, quien confiesa su fascinación por la "lechona" preparada en el departamento del Tolima, y que consiste es un cerdo relleno que se hornea durante toda una noche.

Según Roncero, "todo eso es lo que hay que aprovechar y contárselo al mundo, porque es maravilloso", e insistió en que se debe sacar toda esta gastronomía, "exportarla", abrir restaurantes.

"Aquí hay un producto que es maravilloso, no hay ningún país que tenga unas frutas, unas verduras, como tiene Colombia y todo eso hay que venderlo, exportarlo y aprovecharse de ello para que la gente quiera venir a Colombia y quiera venir, por ejemplo, a Bogotá a hacer turismo gastronómico como hacen en España", sostuvo este chef que en 2014 abrió en el país su restaurante V.O. (Versión Original by Paco Roncero).

Admite, sin embargo, que aunque ha hecho pinitos con algunos platos de la cocina colombiana, aún no se arriesga a deconstruir alguna receta tradicional local.

"Para poder darle la vuelta a platos de la cocina tradicional de un país hay que estar muy seguro de lo que haces y sobre todo conocer muy profundamente todas esas raíces, sino me parecería una falta de respeto", apuntó Roncero, reconocido por sus investigaciones culinarias.

Este innovador de la cocina que ha convertido la comida en una experiencia sensorial se sumó este año a la segunda edición de Bogotá Fashion Week, con un menú de tapas españolas servido al cierre del desfile inaugural que estuvo a cargo de Amelia Toro.

"Siempre he pensado que la moda y la gastronomía van de la mano, porque es diseño, es creatividad, es espontaneidad, es algo maravilloso. En España hacemos muchas cosas conjuntas: la moda y la gastronomía", comentó sobre su participación en el evento.

Y así con un cóctel "muy sencillo" de tapa tradicional española, que describió como "divertido" y "diferente", Roncero conquistó a los amantes de la moda bogotana.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes