Cristina Bonilla vivió sin la presencia de una madre, pero eso no fue limitante para ella. Hoy se convierte en la representante de Colón en Esa Cabellera Blanca.