EEUU Famosos -  11 de marzo 2014 - 08:03hs

Niall Horan se deja llevar por la fiesta londinense

El rubio vocalista de One Direction no solo puede presumir de la estrecha relación que le une a la guapa modelo Barbara Palvin, sino que ayer lunes también hizo gala de la buena sintonía que mantiene con alguna de las antiguas estrellas juveniles de los 90 -en concreto, el cantante Brian McFadden (Westlife)- durante una alocada salida nocturna por el East End londinense.

"Niall y Brian disfrutaron de una noche muy divertida en varios de los locales más destacados de Shoreditch [este de Londres], bebiendo unas copas, riendo sin parar y enfrascándose en interminables conversaciones. Venían de ver una pelea de lucha libre en el O2 Arena, y por eso no pararon de bromear sobre quién de los dos tenía mejores habilidades para el cuerpo a cuerpo", aseguró un testigo de la escena al diario Daily Star.

Aunque el hecho de que uno de los miembros de One Direction haya empezado a cultivar lazos con los artistas que les precedieron ha generado todo tipo de rumores sobre una posible colaboración musical, ninguno de los dos parecía demasiado preocupado esa noche por los entresijos de la industria musical y, en cambio, dejaron claro que estaban mucho más concentrados en la complicada tarea de ingerir grandes dosis de tequila.

"No sabemos cuántos chupitos de tequila se bebieron en uno de los bares, pero seguramente la cuenta final tenía cifras astronómicas. Hubo un momento en el que ambos no dejaban de subir y bajar el brazo mientras se bebían el contenido de la botella. Parecía que habían empezado una carrera por ver quién era capaz de beber con más rapidez. Poco después, Niall estaba tan contento, que no dudó en meterse en la cabina del pinchadiscos para practicar un poco y amenizar la velada a los asistentes", añadió el mismo informante.

En esta nota: