EEUU Famosos -  23 de enero 2019 - 16:12hs

Alec Baldwin tendrá que acudir a clases para el control de la ira

El equipo legal del actor Alec Baldwin habría llegado a un acuerdo con el juez que estudia el último de su largo historial de encontronazos con los paparazzi, aquel que supuestamente le llevó a propinar, el pasado noviembre, un puñetazo en la cara a un fotógrafo tras una disputa ligada a una plaza de aparcamiento, para zanjar definitivamente el asunto por medio de una multa de 120 dólares y, lo más sorprendente, su inscripción a un curso concebido para mejorar la gestión de la ira.

Estas obligaciones, como informa el portal de noticias TMZ, se derivan de las intensas negociaciones que han mantenido este mes de enero la fiscalía de Nueva York y los abogados del intérprete -padre de cuatro niños pequeños con su actual esposa, la española Hilaria Thomas, así como de la modelo Ireland Baldwin- para que el artista viera rebajado el nivel de los cargos que se le imputan, que en un principio habían sido tipificados como intento de agresión y acoso.

El que fuera marido de Kim Basinger solo ha de responder ahora por unos hechos que corresponderían a la falta menor de acoso en segundo grado y, como informa el mismo medio, deberá volver al juzgado el próximo 27 de marzo para informar sobre los progresos realizados en el marco del citado programa de control emocional.

Desde luego, el desenlace de la enésima polémica que ha protagonizado el reputado intérprete en lo que a su aversión a los reporteros gráficos se refiere contrasta radicalmente con la actitud mostrada por Alec Baldwin cuando esta salió a la luz pública. De hecho, hay que recordar que el astro de Hollywood se animó incluso a pronunciarse sobre el asunto en Twitter para defender con rotundidad su inocencia.

"Por lo general, no me molesto en comentar noticias completamente sacadas de contexto y distorsionadas. Sin embargo, la afirmación de que he golpeado a alguien en la cara a cuenta de una plaza de aparcamiento es simple y llanamente falsa. Solo quería dejar ese punto bien claro, ya que por otro lado me niego a seguir contribuyendo al entretenimiento que se desprende de la difamación y las calumnias", explicaba en su cuenta oficial de la plataforma.