Gemma Chan

Showbiz

La trayectoria profesional de Gemma Chan comenzó mucho antes de que se convirtiera en uno de los rostros habituales de la pequeña pantalla británica con series como 'Humans' o de que diera el salto a Hollywood con grandes producciones como 'Crazy Rich Asians' y próximamente 'Capitana Marvel'. Y en contra de lo que algunos podrían imaginar en vista de su impresionante físico, no se limita al mundo de la moda.

En su adolescencia se planteó convertirse en violinista profesional, pero acabó estudiando derecho y ciencias políticas en la prestigiosa universidad de Oxford, de la que salió con una oferta para trabajar en el prestigioso despacho Slaughter & May que acabó rechazando para hacerse con una plaza en la escuela dramática de Londres.

Publicidad

Aunque nunca se ha arrepentido de su decisión, en gran parte porque está convencida de que habría sido totalmente miserable como abogada, su formación académica no ha sido una completamente pérdida de tiempo en su actual ocupación.

"Ha sido muy útil a la hora de memorizar, en su momento tuve que aprenderme de memoria los detalles de unos dos mil casos, así que ahora se me da bastante bien recordar los guiones muy rápido. En general, son dos cosas que implican partes distintas de tu cerebro: la ley es muy analítica, y la actuación resulta muy instintiva y emocional. Pero sí, siempre viene bien a la hora de memorizar frases y de leer mi propio contrato", revela la guapísima actriz en su última entrevista a la revista Modern Luxury,

Pese a que el reto de estudiar una carrera le resultó muy emocionante, sus proyectos en el mundo del cine como 'Crazy Rich Asians' le han permitido conectar y ayudar a completos desconocidos de una forma que jamás habría imaginado.

"Nunca había formado parte de un proyecto que hubiera provocado reacciones tan profundas en tanta gente. Ha habido personas que se me han acercado en la calle o en el aeropuerto para darme gracias por la película. Supongo que tiene que ver con que se sientan vistos por primera vez. Es maravilloso formar parte de ello y, con un poco de suerte, esto será solo el principio".

Publicidad