Britney Spears

Showbiz

Aunque varios medios estadounidenses han comunicado en las últimas horas que la cantante Britney Spears podría abandonar en cualquier momento el centro de rehabilitación en el que ingresó semanas atrás para lidiar con el cuadro de estrés y ansiedad que le había diagnosticado, ligado este a los graves problemas de salud que ha padecido su progenitor, de momento la princesa del pop no se ha pronunciado al respecto en sus redes sociales y, de hecho, en su última publicación se ha limitado a presumir de los buenos resultados que se derivan de su estilo de vida activo y saludable.

En la grabación que ha compartido en su perfil de Instagram, la intérprete de 37 años aparece ejercitándose con intensidad en el gimnasio. Aunque no aparece en pantalla, es probable que la rutina de entrenamientos haya sido supervisada con total atención por Sam Asghari, el instructor personal al que muchos atribuyen la renovada pasión de la diva por la actividad física y la persona que, además, ha conquistado su corazón.

Publicidad

Por ahora, se desconoce si Britney se encontraba en las instalaciones deportivas de la citada institución en el momento de la grabación o si había aprovechado una de sus recientes salidas temporales para acudir a un gimnasio de su confianza o -lo cual es más probable- al suyo propio.

Sea como fuere, la intérprete ha vuelto a echar mano de ese optimismo y del buen humor que ya exhibía en el vídeo con el que, a principios de esta semana, desmentía tajantemente la teoría conspiranoica sobre su supuesto secuestro para congratularse abiertamente sobre los kilos que ha perdido a causa del "estrés"."Quién diría que el estrés me ayudaría a perder cinco libras de peso [casi tres kilos] ¡Hurra por mí!", ha bromeado la estrella de la música, no sin ironía, en la descripción de tan inspiradora publicación.

Publicidad