LONDRES Famosos -  15 de julio 2019 - 13:15hs

Kate Middleton recibe unas zapatillas muy especiales para el príncipe Luis

Aunque para los más jóvenes su nombre se verá principalmente asociado a uno de los modelos más populares de la línea de calzado del gigante Adidas, los aficionados al tenis sabrán perfectamente que el renombrado Stan Smith es una de las grandes leyendas que ha dejado este deporte y eso explica, por tanto, que la firma alemana decidiera rendirle tributo llamando a unas cómodas y atemporales zapatillas en su honor.

Quizá para que el pequeño Luis de Inglaterra, tercer hijo de los duques de Cambridge, recuerde perfectamente a quién hacen referencia las citadas deportivas, Stan Smith no dudó en aprovechar que estaba sentado a escasos metros de Kate Middleton durante la final del torneo de Wimbledon entre Novak Djokovic y Roger Federer para hacerle un curioso regalo al retoño: un par de zapatillas 'Stan Smith' de tamaño reducido junto a una dedicatoria del astro de la raqueta.

Como captaron las cámaras de la BBC en medio del encuentro que sirvió al serbio para hacerse con su quinto trofeo sobre la hierba londinense, Stan Smith, de 72 años, llamó la atención de la duquesa con su cortesía habitual para entregarle la 'mitad' de su regalo, mientras que la otra zapatilla le fue entregada posteriormente en su correspondiente caja de cartón.

La amplia sonrisa que desplegó la esposa del príncipe Guillermo, quien estaba sentado justo a su lado, al hacerse con el obsequio dejaba patente la mezcla de sorpresa y gratitud con la que reaccionó ante tan generoso detalle.Cuando sea algo más mayor y comprenda mejor la relevancia de lo ocurrido, Luis de Inglaterra tendrá a su disposición todo un símbolo de su accidental pero notable conexión con la historia del tenis, mientras que su hermano mayor, Jorge, habrá de conformarse con las imágenes y vídeos que, a buen seguro, fueron tomadas para inmortalizar la clase privada que recibió recientemente del que probablemente sea el mejor tenista de la historia: Roger Federer.

"Soy el único jugador que ha conocido por ahora, así que he tenido suerte si dice que soy su tenista favorito En estos momentos, y al igual que le ocurre a mis hijos, lo importante es que vaya familiarizándose y sea capaz de darle a la pelota. La verdad es que lo hace muy bien", declaraba el deportista suizo poco antes de que comenzara su andadura de este año en Wimbledon.