Cardi B y Offset durante una jornada de compras en Los Ángeles

SHOWBIZ

Todavía no ha pasado una semana desde que el rapero Offset hiciera acto de presencia en las redes sociales para presumir del carísimo y sofisticado Ferrari 812 'Superfast' que se había comprado para celebrar por todo lo alto su nominación, compartida nada menos que con su esposa Cardi B, en la categoría de 'mejor colaboración de rap' de cara a la próxima edición de los premios Grammy.

Sin embargo, este breve espacio de tiempo no ha sido impedimento para que el intérprete haya vuelto a meterse en problemas con la policía debido a su tendencia a pisar el acelerador más de la cuenta, según informa el portal de noticias TMZ acerca de un suceso que habría tenido lugar ayer lunes en la ciudad de Los Ángeles.

Publicidad

Por suerte para el cantante, los agentes que detuvieron su vehículo en pleno West Hollywood tras percatarse de que el músico conducía a una velocidad superior a las 35 millas por hora que constituyen el límite, lo que equivale a algo más de 56 kilómetros por hora, optaron por darle un "toque de atención" en lugar de multarle directamente, de lo que se desprende una actitud muy "colaborativa" por parte de Offset y, ciertamente, una velocidad que no era "excesiva", como apuntan testigos de lo ocurrido.

"Nominaciones a los Grammy. Me nomino a mí mismo con este 'rari'. Mi juez nunca se habría imaginado que me convertiría en el hombre que soy ahora. Para resumir la historia, nadie conoce tu destino al margen de ti mismo", escribía Offset, padre de la pequeña Kulture junto a la también rapera, en la imagen con la que presentaba su Ferrari 812 a sus seguidores de Instagram, publicada solo unos días antes de que las autoridades pudieran apreciar semejante automóvil con sus propios ojos.

Publicidad