Miguel Ángel Silvestre

SHOWBIZ

El actor Miguel Ángel Silvestre ya dejó patente en las primeras horas de la noche, de hecho nada más llegar a la ceremonia de entrega de los premios Feroz que se celebró ayer jueves en Madrid, que estaba muy entusiasmado tanto con su nominación en la categoría de mejor actor protagonista de una serie, como con el mero hecho de compartir gala con otros pesos pesados de la industria cinematográfica española: véase, Antonio Banderas, Penélope Cruz y Pedro Almodóvar, entre muchos otros.

Tanto es así, que al encontrarse con la oscarizada artista en la alfombra roja del evento, el simpático intérprete no dudó en saludarla efusivamente, con abrazo incluido, antes de intercambiar unas pocas palabras que, a buen seguro, serían de admiración mutua por sus respectivos trabajos en 'Dolor y Gloria', en el caso de la de Alcobendas, y 'En el corredor de la muerte', en el del castellonense.

Publicidad

"Estoy un poco de subidón porque me acabo de encontrar a Penélope Cruz. ¡Es tan bonita! Me ha hecho muchísima ilusión verla y saludarla y hablar, nada, un poquito con ella. ¡Qué luz tiene, qué guapa está!", explicaba algo alterado todavía a los micrófonos de la revista ¡Hola!, justo antes de subrayar lo "afortunado" que se sentía de estar presente en la gala y nada menos que en calidad de nominado.

"Me siento muy afortunado de estar aquí esta noche y de compartir este evento con Penélope Cruz, Antonio Banderas, Pedro Almodóvar, Javier Cámara... Es un sueño", añadía sin disimular un ápice de la emoción que le embargaba.

Aunque finalmente tuvo que conformarse solo con la candidatura, ya que el mencionado Javier Cámara se llevó el galardón al que optaba por su papel principal en la serie 'Vota Juan', así como con la oportunidad de disfrutar de una animada fiesta en compañía de lo más granado del cine y la televisión nacional, lo cierto es que Miguel Ángel ya se sentía todo un triunfador antes de que se conocieran los resultados al haber congregado en el evento a algunas de las personas más importantes de su vida.

"Ha venido mi madre, mi hermana y mis tres amigos de toda la vida. Mi hermana me decía: 'Yo hoy estaría trabajando, pero estoy aquí porque estás nominado a un premio, Miguel'. Y ha valido la pena, ha valido la pena. Pero como me lo den, ¡que se preparen!", bromeaba en las horas inmediatamente anteriores al inicio de la ceremonia.

Publicidad