EEUU Famosos -  11 de marzo 2020 - 14:51hs

Emily Blunt renunció a una carrera como estrella del pop antes de ser famosa

La actriz llegó a grabar varios sencillos, aunque en vista de que a día de hoy sigue rezando para que no vean nunca la luz, está claro que no se arrepiente de haber optado por centrarse en la interpretación

La actriz Emily Blunt ha demostrado sobradamente sus dotes vocales con sus trabajos en 'El regreso de Mary Poppins' o el musical 'Into the Woods', pero ella siempre ha sostenido que es una cantante más bien mediocre. Irónicamente, su primera oportunidad de convertirse en una estrella se le presentó de la mano de la industria discográfica cuando un cazador de talentos le convenció de que había encontrado en ella a la próxima gran revelación del pop.

"Podría haber sido Britney, sí", ha bromeado a su paso por el programa de Jimmy Kimmel, "pero me di cuenta de que no se me da bien bailar, y que en realidad tampoco quería ser como Britney".

Antes de tirar la toalla, Emily llegó a recibir clases de danza, que recuerda como un fracaso absoluto, e incluso grabó varias canciones -incluida una titulada 'Ring It Up'- sobre las que a día de hoy todavía reza para que jamás vean la luz.

"No quiero decir demasiado porque tengo la impresión de que alguien va a encontrarlas", ha añadido.

La responsable de que finalmente renunciara a la idea de triunfar en la música fue, por extraño que parezca, la veterana intérprete Judi Dench, que le dio un ultimátum muy claro.

"Mi primer trabajo fue con ella. Fue increíble y se portó de maravilla conmigo", ha desvelado. "Al final acabé acudiendo a Judi en busca de consejo porque estaba muy, muy nerviosa y no estaba del todo segura de que esa carrera fuera lo que realmente quería. Y me dijo: 'Oh, no, no cariño, no puedes hacer las dos cosas. No puedes actuar y hacer también eso". Para que conste, a día de hoy Emily comparte su opinión y tampoco parece que tenga motivos para arrepentirse de la decisión que tomó.