EEUU Famosos -  19 de mayo 2020 - 10:12hs

Tristan Thompson demanda a la mujer que le atribuye la paternidad de su hijo

El jugador de baloncesto no ha dudado en emprender acciones legales contra Kimberly Alexander a cuenta de un supuesto ejercicio de difamación, ya que esta habría compartido su teoría sobre la paternidad de su retoño con varios medios de comunicación

El jugador de baloncesto Tristan Thompson, expareja de Khloé Kardashian y padre de su hija True, ha interpuesto una demanda por difamación contra Kimberly Alexander, una mujer que le atribuye la paternidad de su retoño y que no ha dudado en recurrir a diversos medios de comunicación estadounidense para defender su versión de los hechos.

Según el portal de noticias E! News, el astro de los Cleveland Cavaliers, quien le fue infiel a la estrella televisiva en numerosas ocasiones durante su tormentosa relación, habría solicitado que sea un jurado el que pronuncie su veredicto sobre la situación, sobre la que su equipo legal sostiene que no es más que una "fabricación" propia de una persona con delirios de grandeza y la necesidad de disfrutar de sus "15 minutos" de fama.

Asimismo, en los documentos legales que ha facilitado su abogado, Marty Singer, al tribunal, quedaría demostrado que Tristan se sometió voluntariamente a un test de paternidad para confirmar oficialmente su falta de filiación con el niño de cinco años.

La prueba, pese a dar supuestamente un resultado negativo, no habría impedido a la citada Kimberly intervenir en diversos programas y conceder entrevistas para difundir públicamente su teoría: una actitud que, a juicio de los letrados de Tristan, aportaría a la hipotética falsedad la "publicidad" necesaria para que que esta lleve aparejada un "agravante" muy significativo.

"[Kimberly Alexander] insiste en proclamar públicamente que Thompson es el padre de su hijo y, además, ha acusado maliciosamente a Thompson de ser un padre negligente e irresponsable que no quiere encargarse económicamente de su hijo, lo cual supone un ataque directo a su dignidad. Semejantes declaraciones no solo son falsas, sino que constituyen injurias en toda regla", reza un extracto del testimonio enviado por el letrado de Thompson.

En esta nota: