Bayern-Leipzig, duelo clave por el título de la Bundesliga

AP

DÜSSELDORF, Alemania (AP) — Si había un momento propicio para enfrentar al Leipzig, es ahora.

Timo Werner ha entrado en un ayuno goleador, tres partidos sin anotar — una sequía para sus estándares. Leipzig apenas ha ganado un partido en lo que va de 2020, con lo que ha quedado un punto detrás del líder Bayern Múnich en la Bundesliga.

Publicidad

La visita el domingo a la cancha del Bayern podría marcar el rumbo definitivo de la pugna por el título alemán.

También será una pulseada entre los dos máximos goleadores de la Bundesliga. Werner, autor de 22 dianas, frente a Robert Lewandowski, con 22. En las cinco grandes ligas de Europa, sólo Ciro Immobile de la Lazio ha perforado más veces las redes, con 25 anotaciones.

Publicidad

El técnico del Leipzig Julian Nagelsmann tiene fama de arriesgar al máximo, sin ningún tipo de miramientos. En sus últimos 13 partidos en todas las competiciones, Leipzig ha encajado goles en todos menos en uno.

Recientemente, sin embargo, el equilibrio ataque-defensa se ha roto. Werner ha estado muy tibio y la defensa es porosa.

Contra Borussia Mönchengladbach el sábado pasado, Leipzig se fue al descanso perdiendo 2-0 y pudo haber sido peor. Contra viento y marea, Leipzig rescató un empate 2-2, en gran medida por garrafales errores del Gladbach. Tres días después, el equipo se despidió de la Copa de Alemania tras caer 3-1 ante Eintracht Frankfurt.

Todo se presenta ideal para que el Bayern pesque en río revuelto para afianzar sus aspiraciones de conquistar un octavo cetro seguido como campeón alemán.

Pero no todo es favorable en Bavaria.

En la victoria 4-3 ante Hoffenheim por la Copa el miércoles, los fallos defensivos del Bayern fueron alarmantes: un autogol de Jerome Boateng y casi otro de Benjamin Pavard. El doblete de Lewandowski debió haber liquidado a Hoffenheim, pero sus contragolpes pusieron en evidencia a la zaga del Bayern y Mounas Dabbour anotó dos veces cerca del final y por poco se iban a una prórroga.

“Por un lado, hubiera sido fantástico ganar 4-1 o 5-1 antes de jugar contra Leipzig”, dijo el zaguero del Bayern Joshua Kimmich. “Pero esto también muestra que todo puede cambiar súbitamente si no jugamos con concentración total. Quizás ha sido un toque de atención antes del partido contra Leipzig”.

Bayern también echará de menos al extremo croata Ivan Perisic, baja tras fracturarse el tobillo al chocar en un entrenamiento con su compañero Álvaro Odriozola.

Si se da un empate en el Bayern-Leipzig, los perseguidores tendrán la oportunidad de reducir la diferencia. El Dortmund y Gladbach se ubican tres puntos detrás del Bayern, y a dos del Leipzig.

Dortmund afronta una complicada visita al Bayer Leverkusen el sábado. No podrá relajarse tras ser eliminado de la Copa al perder el martes ante Werder Bremen.

Los ojos estarán puestos en Erling Haaland. El juvenil atacante noruego anotó otra vez en esa derrota 3-2, con lo que suma ocho goles en sus primeros cuatro partidos con el Dortmund.

Pero la fragilidad defensiva del Dortmund persiste, concediendo seis goles en cuatro partidos en 2020. Para empeorar la situación, Marco Reus estará fuera de acción durante cuatro semanas tras sufrir una dolencia muscular ante el Bremen.

El Gladbach tendrá un partido en teoría más asequible el domingo. Se las verán contra Colonia, el 14to de la tabla.

Publicidad

Publicidad