La falta de gol inquieta en el Real Madrid

AP

MADRID (AP) — Nadie se inmutó cuando el Real Madrid completó la cesión de Gareth Bale a Tottenham el fin de semana.

Era el acuerdo que todos buscaban. Bale no estaba feliz en Madrid, y el club no se planteaba darle protagonismo.

Publicidad

Pero el día siguiente que el extremo galés regresó a la Liga Premier, el Madrid quedó debiendo en su ataque al debutar en La Liga de España. El empate sin goles de visita a la Real Sociedad puso en evidencia las deficiencias de los vigentes campeones en la definición.

"En general, fue buen partido porque defensivamente no concedimos nada, pero nos faltó un poco de acierto arriba”, señaló el técnico merengue Zinedine Zidane.

Publicidad

“Nos ha faltado gol, claridad arriba, cuando hemos tenido ocasiones de gol en la primera parte”, añadió. "Jugamos bien 40 minutos. En la segunda parte nos ha faltado crear ocasiones. Pero en general estoy contento”, aseguró.

El Madrid decidió mantener casi que intacto su plantel, sin añadir a nadie para cubrir la ausencia de Bale. Lo cierto es que la aportación del extremo había sido poca o nula en tiempos recientes — apenas dos goles en 16 partidos la pasada temporada.

Se decidió seguir con los delanteros que llevaron al equipo a su primer título de liga en tres años, con el francés Karim Benzema acompañado por los juveniles brasileños Vinícius Júnior y Rodrygo. Los tres fueron titulares ante la Real, pero el gol no llegó.

Tampoco pudieron contar con Eden Hazard y Marco Asensio. Ambos no tuvieron incidencia en el anterior curso debido a lesiones y no pudieron actuar el domingo por problemas físicos.

Aunque el equipo recuperó el oportunismo goleador tras la reanudación de la temporada, el mal momento previo se debió en gran medida por el desacierto de sus atacantes. Lo visto el domingo azuzó el temor que volverán a sufrir con ello.

Otro motivo de inquietud es que Zidane no parece depositar confianza en sus otros delanteros. Tenía a Luka Jovic y Borja Mayoral en la banca el domingo, pero prefirió hacer ingresar a Sergio Arribas y Marvin, jugadores de sus inferiores que pasaron inadvertidos.

“No hemos cambiado el dibujo. Puedes cambiar al punta, pero si metes dos delanteros cambia el dibujo y no quería hacerlo", se justificó Zidane. “Había que meter jugadores de banda, y es lo que hicimos”.

Zidane insistió que cuenta con el serbio Jovic: “Tenemos un equipo, jugadores, tengo que elegir. Hoy he elegido así. No tengo nada contra ningún jugador”.

El segundo compromiso del Madrid será el sábado de visita al Real Betis, de arranque perfecto en sus primeros dos partidos bajo la dirección del técnico chileno Manuel Pellegrini. El partido del Madrid en Getafe por el primer fin de semana fue pospuesto por haber actuado en la Liga de Campeones el mes pasado.

El Madrid intenta revalidar el título doméstico por primera vez desde 2007-08.

Publicidad

Publicidad