KIEV Internacionales -  3 de febrero 2014 - 11:14hs

Opositores ucranianos piden reforma constitucional

Líderes de las protestas opositoras en Ucrania advirtieron el lunes que pedirán reformas constitucionales a fin de reducir los poderes presidenciales.

El parlamento estará en sesión el martes y se espera que las reformas serán parte de la agenda, en momentos en que la crisis política de Ucrania entra en una etapa de estancamiento.

Los manifestantes pacíficos se han atrincherado en una plaza en el centro de Kiev y en edificios aledaños, y se rehúsan a salir, pero al mismo tiempo, un grupo que se enfrentado violentamente con la policía ha respetado una tregua.

El líder opositor Arseniy Yatsenyuk declaró el lunes que buscará una reforma constitucional que "anule los poderes dictatoriales del presidente y traspase la soberanía al pueblo ucraniano".

La ministra de Justicia Olena Lukash declaró la semana pasada que las autoridades preparaban medidas para facilitar una reforma constitucional, pero no dio detalles.

Otro dirigente de las protestas, Oleh Tyahnybok, dijo el lunes que la oposición además pedirá en el parlamento una amnistía total para más de 100 personas detenidas durante las marchas.

La semana pasada el parlamento ofreció una amnistía para algunos de los detenidos con la condición de que los manifestantes desalojen los edificios que vienen ocupando. Los opositores rechazaron la oferta, denunciando que equivalía a mantener a los detenidos como rehenes.

Los manifestantes además exigen que el presidente Viktor Yanukovych renuncie y que se convoque a elecciones anticipadas. Yanukovych, quien regresó el martes a su despacho tras una breve licencia médica, no ha dado indicios de que aceptará tales condiciones.

Además, el tema que generó las protestas sigue sin resolverse: la negativa de Yanukovych de incorporarse a un acuerdo que intensificaría los lazos de Ucrania con la Unión Europea.

La represión policial contra las protestas desató la expresión de un descontento popular más amplio en torno a una amplia gama de temas. Las protestas han ido aumentando y en ocasiones han abarcado hasta 100.000 personas.

Yanukovych se negó a integrarse al acuerdo con la UE por temor de que Ucrania se quedaría sin compensación económica por el comercio que perdería con Rusia, que desea que Ucrania sea parte de otra alianza comercial encabezada por Moscú.

Tras derogar el acuerdo con la UE, Yanukovych obtuvo un paquete de asistencia de Rusia de 15.000 millones de dólares, agravando la furia de los manifestantes que se oponen a la influencia de Rusia sobre Ucrania.