Berlusconi abandona prematuramente su servicio comunitario. Foto/EFE

AFP

El ex jefe de gobierno italiano Silvio Berlusconi no tendrá que cumplir con los 45 últimos días del año de servicios a la comunidad al que fue condenado por fraude fiscal, según decidió el juez este lunes.

El magnate de los medios de comunicación, de 78 años, ha estado asistiendo a pacientes como alzheimer en la residencia Cesano Boscone, cerca de Milán, desde el pasado mayo.

Publicidad

La decisión del juez de reducir la condena por buen comportamiento le permitirá dejar el servicio comunitario el 8 de marzo.

Berlusconi también recuperará su libertad de movimiento, que tenía restringida, permitiéndole volver a su alto perfil en la política nacional aunque siga teniendo vetado el acceso a cargos públicos.

Publicidad

Tras interponer varios recursos, el exprimer ministro fue condenado por fraude fiscal en agosto de 2013. Debido a su avanzada edad, sin embargo, no fue enviado a prisión, y se le permitió seguir a la cabeza de su partido, Forza Italia.

La formación de derechas conserva una considerable influencia en el parlamento italiano, pero ha caído fuertemente en las encuestas desde que Berlusconi debe ocupar su tiempo con las visitas a la residencia de ancianos.

Publicidad

Publicidad