México Internacionales -  2 de octubre 2015 - 21:46hs

Protesta en México concluye con enfrentamiento entre policías y encapuchados

Una multitudinaria manifestación para recordar a estudiantes masacrados en 1968 en México concluyó con un enfrentamiento entre grupos de encapuchados y policías, este viernes frente al Palacio Nacional en la emblemática plaza del Zócalo en Ciudad de México.

Varios miles de personas participaban en un mitín en el Zócalo cuando grupos de personas con el rostro cubierto, identificados como "anarquistas", empezaron a lanzar objetos diversos, piedras y bombas incendiarias contra policías que resguardan el Palacio Nacional mexicano.

Los encapuchados, unos 300 distribuidos en pequeños grupos, prendieron fuego en las cercanías de una de las puertas de madera del Palacio Nacional, localizado en uno de los costados del Zócalo, lo que condujo a un nutrido despliegue de policías.

Los uniformados avanzaban en línea con sus escudos para repeler a los encapuchados y otros policías lanzaban gases lacrimógenos, mientras que el grueso de los manifestantes se mantenía al margen de los disturbios y con un altavoz se llamaba a la calma.

"No se estresen, no corran, váyanse en orden", decía un hombre con un micrófono mientras numerosas personas salían corriendo y otras trataban de protegerse de los gases tapándose la boca y la nariz con sus ropas.

"Respetamos sus derechos humanos y su derecho a expresarse siempre y cuando respeten el orden público", proclamó por su parte un policía con un altavoz en medio de los disturbios.

La marcha comenzó alrededor de las 17H00 horas locales (22H00 GMT) en el barrio de Tlatelolco con más de 15.000 personas y transcurrió sin mayores incidentes hasta arribar al Zócalo, donde se tenía previsto un mitin.

Esta manifestación recordó a los estudiantes caídos el 2 de octubre de 1968 en una intervención militar cuando los jóvenes realizaban un mitin en la Plaza de las Tres Culturas, en el barrio de Tlatelolco, en reclamo de una apertura democrática en México, entre otros pedidos.

Según la versión oficial, en ese episodio murieron unos 40 estudiantes pero organizaciones de la sociedad civil apuntan que la cifra es mayor.

En esta marcha del viernes también se protestó por la desaparición de 43 estudiantes de la escuela normal de maestros de Ayotzinapa, en septiembre de 2014 en Guerrero (sur).