BERLÍN Internacionales -  10 de enero 2016 - 12:27hs

Alemania analiza lazos de ataques sexuales en Colonia

Las autoridades tienen que determinar rápidamente si una serie de agresiones sexuales y robos en vísperas de Año Nuevo en Colonia atribuidos mayormente a extranjeros pudiera estar vinculada con incidentes similares en otras ciudades, dijo el ministro de Justicia de Alemania en comentarios publicados el domingo.

Autoridades y testigos dijeron que los atacantes estaban entre unos 1.000 hombres congregados en la estación central de trenes en Colonia, algunos de los cuales se separaron en grupos más pequeños antes de manosear y robarle a las mujeres.

"Si una horda tal se congrega para cometer delitos, eso parece ser de cierta forma planeado", dijo el ministro de Justicia Heiko Maas en declaraciones al periódico Bild. "Nadie puede decirme que eso no fue coordinado y preparado".

Los ataques se siguen investigando, pero la policía dice que está centrada en sospechosos de origen norafricano, lo que ha puesto presión sobre el gobierno de Angela Merkel y su política de puertas abiertas a los solicitantes de asilo. Casi 1,1 millones de inmigrantes llegaron a Alemania en 2015.

Merkel anunció el sábado una propuesta que facilitaría la deportación de inmigrantes que cometen delitos. La medida necesita la aprobación del Parlamento.

En Hamburgo, la policía está investigando agresiones sexuales y robos similares en el distrito de St. Pauli, aunque en una escala menor que lo ocurrido en Colonia. Las autoridades en Suecia y Finlandia investigan incidentes similares.

"Toda conexión debe ser examinada cuidadosamente", dijo Maas. "Hay sospechas de que se escogió una fecha específica con muchedumbres esperadas. Eso sería una nueva dimensión".

La policía en Colonia investiga 379 denuncias penales, 40% de las cuales involucran delitos sexuales.

Hasta ahora, de los 31 sospechosos detenidos por la policía para ser interrogados, 18 eran buscadores de asilo, pero también había dos alemanes, un estadounidense y otros. Ninguno fue acusado de cometer delitos sexuales.

La policía no ha dado detalles, pero Bild dijo el domingo que uno de ellos, un tunecino de 22 años, estaba registrado en un centro de refugiados en un estado vecino y que dos marroquíes de 18 y 23 años al parecer estaban ilegalmente en el país, de acuerdo con su abogado.