EFE

Más de 1,3 millones de musulmanes procedentes de todo el mundo comenzaron la peregrinación a la ciudad santa de La Meca o hach, con una jornada dedicada a la devoción y el rezo, en medio de nuevas medidas de seguridad.