AFP

En África los tratamientos para blanquear la piel son cada vez más frecuentes. Pese a los riesgos para la salud, son muchos los que apelan a cremas, inyecciones y pastillas para reducir el color oscuro de su tez, con la meta de conseguir un mejor trabajo o acceder a los privilegios asociados a los blancos.