AFP

Una huelga de trabajadores de Petrobras contra despidos en una planta y la venta de activos de la empresa acentúa desde hace 18 días la presión sobre la petrolera estatal brasileña, que trata de frenar el movimiento con recursos legales e incentivos laborales.