AFP

Un policía fue detenido el viernes y acusado de asesinato por la muerte del afroestadounidense George Floyd y Minneapolis declaró el toque de queda para frenar la ola de incidentes que encendió a esa ciudad.