AFP

Un humo espeso cubría grandes áreas del centro y norte de California el viernes, a medida que voraces incendios siguen propagándose sin control, forzando nuevas evacuaciones.