AFP

Una niña de tres años sobrevivió el pasado fin de semana en Taiwán tras verse arrastrada por los aires durante más de 30 segundos por una cometa, un incidente inmortalizado por testigos, cuyos vídeos que se han hecho virales en las redes sociales.