AFP

El 'bungee jumping' ya es cosa del pasado. Ahora la novedad es el salto con cuerda, un deporte extremo que atrae a los adictos a la adrenalina a la isla griega de Zante, donde se lanzan en caídas libres de 200 metros hacia la famosa playa del Náufrago.