Kathyria Caicedo

Un trasplante y la diálisis son las únicas maneras para tratar o controlar la insuficiencia renal, una enfermedad provocada por la incapacidad de los riñones para filtrar toxinas y otras sustancias. Quienes la padecen sufren un cambio total en su vida y aunque se puede prevenir, son muchos que tienden a ignorarla.

Publicidad