Raúl López Aranda

Panamá sería el primer país de Centroamérica que utilizaría al mosquito transgénico como una herramienta para combatir al transmisor del dengue, aedes aegypti, y eliminar la epidemia.