Panamá Nacionales -  12 de septiembre 2015 - 11:26hs

El perfil de un agresor, ¿cómo detectarlos?

En lo que va del 2015, 23 mujeres panameñas han muerto y 60 niños han quedado en la orfandad producto de la violencia de género. Estos son los números de un flagelo que no distingue raza ni clase social, y que erradicarlo no está completamente en manos de ningún Gobierno sino de cada ciudadano, cada actor de la sociedad.

Muchas mujeres sufren en silencio, desconociendo cómo poner un alto, decirle ¡BASTA! a ese agresor que después se convierte en su victimario. No solo son 23 mujeres muertas, del otro lado hay 23 agresores, la gran pregunta es… ¿cómo detectarlos?

Marina Pérez, subdirectora de la Fundación de Asistencia Legal Comunitaria (Fundalcom) explicó a Telemetro.com que existen características que permiten identificar a un posible agresor. Generalmente se trata de una persona insegura, impulsiva, con problemas de control de ira y de autoestima baja, por todo lo anterior es que busca la manera de llenar sus debilidades.

Pérez asevera que la violencia no se limita al aspecto físico, la intimidación a las víctimas a través de la manipulación económica, emocional, para sentir control, forma parte de ella.

Se trata de un ciclo que comienza desde el noviazgo, con muestras de afecto que después se tornan en insultos. La primera vez que el agresor golpea, se arrepiente y pide perdón, cambiando temporalmente su conducta a fin de que su pareja lo perdone, "viven una luna de miel, que puede durar de dos semanas a dos meses hasta que vuelve a ser agresivo", señala.

Posteriormente el ciclo se repite. La mujer perdona pensando que en cada situación el agresor recapacita, pero se trata solamente de un cambio temporal para que baje la guardia.

La subdirectora de Fundalcom explica que la violencia física se divide en tres fases: acumulación de tensión, estallido de la tensión que lleva a la agresión y la “luna de miel”.

Otras característcas:

- En su mayoría son hijos únicos o mimados, caprichosos, acostumbrados a que se les dé todo por lo que no aceptan un “no” (el no le produce molestia, frustración)

- Manipuladores, sacan provecho de situaciones.

- Controla la ropa y el maquillaje de su pareja, usando frases como: “no quiero que te pongas eso para que no te falten el respeto", para controlar a su víctima la humillan mostrándole defectos en su cuerpo, para minar su autoestima.

- Deseo de control: revisa cartera, correos, celular, indaga frecuentemente.

- Doble fachada: en público es simpático y seductor, en la intimidad de su hogar es agresivo, culpa a su pareja de todo

- Aislamiento social y familiar para dominar a la víctima. te prohibe trabajar o que seas económicamente independiente

- Abuso del alcohol, droga y medicamentos

- Violento con terceras personas, hijos o mascotas

- Amenaza con suicidarse

- Usa el sexo como señal de poder, aunque no desees y te prohóbes usar métodos anticonceptivos. te obliga a ver pornografía.

- Regala de manera interesada para lograr el perdón

- Depende emocionalmente de la mujer

- Depresión

Si usted detecta estas señalas, busque ayuda oportuna. Fundalcom ofrece orientación y asistencia legal gratuita a personas con ingresos inferiores a los B/.800.00 mensuales, para consultas puede llamar al 208-7060.

La Defensoría del Pueblo, a través de la Dirección de Protección de los Derechos de la Mujer, también cuenta con personal para brindar asistencia. La entidad mantiene disponible la línea 500-9800, para consultas sobre el tema.