Reportajes: En la época de la colonia fue codiciado por piratas y corsarios, pese a los años sigue siendo uno de los tesoros históricos más preciados de los panameños, ese es el Altar de Oro de la Iglesia San José.