En el torrente Gallino Chitré cantaron Angel, Saned y Edwin Pinto, padre de la herrerana. Una décima titulada Promesas y sueños.