Con la llegada de la primera edición del Comic-Con, la mayor convención de cómics y cultura pop del mundo, cientos de fanáticos de las historietas, el animé, el cine y de las series se dan cita en Buenos Aires para disfrutar, durante cuatro días, de sus personajes de ficción y fantasía favoritos.