LONDRES Internacionales -  23 de noviembre 2013 - 21:10hs

Caso de esclavitud en GB: Ideología implicada

Surgieron nuevos detalles sobre el extraño caso de tres mujeres supuestamente mantenidas como esclavas durante 30 años, luego que la policía británica afirmó el sábado que en la casa donde ocurrieron los hechos hubo un arreglo colectivo inusual que comenzó como una colectividad de personas que compartían creencias políticas.

Aunque gran parte del caso continúa en el misterio, la policía británica dijo que las dos personas detenidas en un principio —un hombre y una mujer procedentes de la India y Tanzania— entablaron vínculos con dos de las víctimas porque tenían puntos de vista políticos afines y vivían con éstas en situación comunal, al parecer en la zona de Brixton, en el sur de Londres.

"Creemos que dos de las víctimas conocieron al sospechoso masculino en Londres por afinidad en ideología política y vivían juntos en un domicilio al que se puede describir efectivamente como 'colectivo''', dijo el comandante de la Policía Metropollitana, Steve Rodhouse.

La colectividad se deshizo al final, pero las dos mujeres se quedaron por razones que la policía dice no comprender del todo todavía. La tercera mujer, de 30 años, supuestamente pasó la mayor parte de su vida bajo el control de las dos personas detenidas que le restringían el contacto que apenas tenía con el mundo exterior.

"Por alguna razón esa colectividad llegó a su fin y las mujeres terminaron viviendo con las personas implicadas", dijo Rodhouse. "¿Cómo ocurrió que las mujeres vivieran de esa manera durante más de 30 años? Es lo que intentamos establecer, pero creemos que el maltrato emocional y físico es elemento común en la vida de todas las víctimas", agregó.

Cuando se reveló el jueves que una malasia de 69 años, una irlandesa de 57 y una británica de 30 fueron rescatadas después de tres décadas de vivir en esclavitud surgieron las interrogantes de por qué una tragedia como ésa pasó desapercibida tanto tiempo. El sábado persistía la confusión en muchos aspectos del caso.

Rodhouse fue renuente a facilitar algún detalle sobre la situación de la vida comunal o las creencias políticas que unían al grupo. Se desconoce si las personas involucradas estaban vinculadas porque compartían puntos de vista religiosos, el compromiso con un cambio político o social u otros factores.

La policía dijo que las tres víctimas eran sometidas a golpizas reiteradas y que se les mantenía en el lugar mediante "esposas invisibles" más que con impedimentos físicos. Las víctimas no dijeron que hubieran sufrido abuso sexual.

También surgió el sábado información nueva sobre las dos personas sospechosas que quedaron en libertad bajo fianza hasta la audiencia que tendrán en enero en un tribunal.

Ambas personas llegaron a Gran Bretaña en la década de 1960, según Rodhouse. Las autoridades mantienen en reserva los nombres de las dos personas implicadas, a quienes no se les ha imputado delito alguno. El hombre y la mujer son pareja y tienen 67 años.

Fue localizada la partida de nacimiento de la supuesta víctima de 30 años pero no más documentación oficial sobre su vida, afirmó Rodhouse. Las autoridades no han indicado si se había permitido a esta mujer ir a la escuela o si estaba emparentada con alguno de los sospechosos o con alguna de las otras dos víctimas.

La policía conjeturó que las mujeres habían sido víctimas de lavado de cerebro.