EFE

Jóvenes voluntarios egipcios se movilizan contra el acoso sexual, lacra acentuada durante los tres días posteriores al fin del Ramadán, con pistolas eléctricas en los bolsillos e incitando a los ciudadanos a denunciar a los acosadores.