Rolando Delgado

El Arzobispo Metropolitano de Panamá, monseñor José Domingo Ulloa, condenó los actos de una secta religiosa en la comarca Ngäbe Buglé, que supuestamente privaron de su libertad a seis personas, entre ellos menores.