Delia Muñóz

La destrucción de los bosques amenaza el hábitat de uno de los animales más conocidos por los panameños, el puerco espín.