Mucha barra había en esta cuarta cantadera de Semillitas A lo Panameño y si no, pregúntenle a Juan Pablo que platicó largo y tendido con cada barra. ¡Ay, mamá mia!