Foto: Dreamstime

Raquel Bellini

Sólo con ver el color verde de la mayoría de las verduras, ya decimos "no me gusta", y añades la frase "no lo quiero". Eso pasa con muchos niños, jóvenes e incluso adultos. Pero eso es algo muy serio, pues dejar de comer alimentos importantes puede atraer muchos problemas a nuestra salud.

Entonces, ¿Qué podemos hacer para tener el deseo de llevar a la boca un puñado de vitaminas y minerales que contienen los alimentos importantes para nuestro cuerpo? ¿Cómo hacer que tu comida parezca más rica?

Publicidad

Una investigación llevada a cabo por un grupo de estudiantes estadounidenses puede ser la solución para esos problemas alimentarios. Según la investigación, la comida es más deliciosa cuando se sirve con el sonido de la música clásica.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores colocaron un grupo de estudiantes para cenar en ambientes separados. Todos comieron la misma cosa, pero cada lugar tenía un sonido diferente, manipulado por los investigadores, que incluía música en diferentes volúmenes, el ruido de la gente hablando o hasta el silencio. Después de la comida, todo el mundo tenía que llenar un cuestionario diciendo lo mucho que le gustaba la comida y lo agradable que fue la experiencia en general.

La comida fue evaluada como más deliciosa cuando servida con el sonido de música clásica. Mientras que, los que tenían que comer en completo silencio, dieron las peores calificaciones de la comida.

¿Escuchas música mientras se come?

Publicidad