AFP

El ganador del Óscar, Javier Bardem, se sumergió en el océano Antártico como parte de una iniciativa de Greenpeace que busca destacar la biodiversidad de la zona e impulsar la creación de un santuario marino.