India 7 de junio 2021 - 04:05hs

India reabre con cautela tras un descenso en los contagios

Las estrictas medidas de cuarentena en la India llevaban en vigencia desde abril, cuando comenzó un devastador repunte de los contagios de COVID-19.

Las empresas en dos de las ciudades más grandes de India reabrían el lunes dentro de un levantamiento gradual de las restricciones en varios estados ante el descenso continuado de los contagios de COVID-19 en el país.

La capital de India permitió a negocios y tiendas reabrir en horario limitado, y el Metro de Delhi, que presta servicio a Nueva Delhi y sus alrededores, también reanudaron sus operaciones a un 50% de su capacidad. Las autoridades permitieron la semana pasada que se reanudara algo de actividad manufacturera y de construcción.

“Ahora la situación del coronavirus está bajo control. La economía debe volver a ponerse en marcha”, dijo el domingo a la prensa el ministro jefe de Nueva Delhi, Arvind Kejriwal.

Las estrictas medidas de cuarentena llevaban en vigencia desde abril, cuando comenzó un devastador repunte de los contagios de COVID-19 que duró hasta bien entrado mayo y sobrepasó a los centros médicos en muchas partes del país.

Kejriwal advirtió que cualquier repunte de las infecciones podría ser más grave y señaló que el gobierno construirá nuevos centros de producción de oxígeno y ampliará la capacidad de las unidades de cuidados intensivos.

En el estado costero de Maharashtra, donde se encuentra el núcleo financiero de Mumbai y que ha sido uno de los estados más afectados, reabrieron los centros comerciales, cines, restaurantes y oficinas en distritos donde la tasa de positividad cayó por debajo del 5%. La enorme red ferroviaria del estado permanecía cerrada al pública.

Otras ciudades indias también empezaron a reducir las medidas de cuarentena.

Tras registrar un pico de más de 400.000 casos nuevos al día en mayo, los contagios y muertes por COVID-19 han remitido y los gobiernos confían en que la reapertura pueda reactivar una economía que sólo creció una tasa anual del 1,6% en el trimestre entre enero y marzo.

Los contagios de COVID-19 registraron su cifra más baja en dos meses el lunes.

Los 100.636 casos añadidos en las últimas 24 horas llevaron el total de India a casi 29 millones, sólo por detrás de Estados Unidos. El Ministerio de Salud informó de 2.427 muertos en las 24 horas previas, lo que elevó el total a 349.186 fallecidos. Se cree que las dos cifras están muy por debajo de lo real.

Entre tanto, crecía la presión sobre el gobierno del primer ministro, Narendra Modi, para que acelere las vacunaciones. India ha administrado apenas 222 millones de inyecciones y menos del 5% ha completado su vacunación.

FUENTE: Associated Press

En esta nota: