FILIPINAS Internacionales -  8 de abril 2014 - 19:02hs

El Supremo de Filipinas aprueba la polémica ley de planificación familiar

El Tribunal Supremo de Filipinas declaró hoy constitucional la Ley de Salud Reproductiva, la polémica legislación a la que se opone la influyente Iglesia Católica porque promueve el uso de preservativos.

El portavoz de Supremo, Theodore Te, dijo a los periodistas que hay un periodo de 15 días para recurrir, según el diario local Inquirer.

"Esta decisión monumental mantiene la separación de la Iglesia y el Estado, y afirma la supremacía del Gobierno en cuestiones seculares", señaló el principal autor de la legislación, el filipino Edcel Lagman.

Entre las ocho provisiones declaradas inconstitucionales está la que obliga a todos los ambulatorios, médicos y personal a ofrecer servicios de planificación familiar.

La decisión judicial se produce poco más de un año después de que el Supremo detuviese la implementación de la ley para estudiar los recursos de inconstitucionalidad presentados en su contra.

Los detractores argumentan que la Constitución de Filipinas, de 1987, ampara la idea del respeto incondicional a la vida, mientras que la Ley de Salud Reproductiva prevé políticas de planificación familiar y control de la natalidad, incluidas campañas de información sobre preservativos y píldoras anticonceptivas.

La Iglesia Católica, que había logrado detener el anteproyecto de ley en comisiones y despachos durante 18 años, defiende que la pobreza es un problema económico que requiere una solución "exclusivamente económica" y, por ello, no se resolverá con la reducción del índice de natalidad con métodos anticonceptivos.

En contra de este parecer, un informe de la ONU indicó al Gobierno que el crecimiento económico no favorecerá a los pobres hasta que haya una política de control de la natalidad en el país, cuyo índice de fecundidad es de 3,19 niños por mujer.

La población de Filipinas, el 80 por ciento de ella católica, ha crecido de 60,7 millones de habitantes en 1990 a 96,71 millones en 2012.