Telemetro Reporta

La intolerancia y la falta de respeto es cada vez más notable en las calles país. La Vía España fue el escenario en el que un conductor de un bus “Diablo Rojo” y otro de un auto sedán tuvieron una colisión, pero la calle se trasformó en cuadrilátero cuando ambos decidieron resolver sus diferencias a los golpes.