Manuel Batista

La Jueza de Paz en el corregimiento Rufina Alfaro y otros funcionarios fueron desalojados del local donde estaban alquilados, ya que el municipio de San Miguelito le adeuda tres años de alquiler a la propietaria del establecimiento.