MUNDIAL Copa Mundial FIFA - 

Trippier, el nuevo Beckham de Inglaterra

El Beckham de Bury: el lateral derecho Kieran Trippier deslumbra desde el debut de la Copa del Mundo. Sus centros, córners y tiros libres exquisitos han sido unas de las principales armas de Inglaterra en la fase de grupos del Mundial-2018, haciendo recordar a las pegadas magistrales de un tal David Beckham.

No está confirmado que el seleccionador Gareth Southgate use a su joya contra Bélgica el jueves en Kaliningrado, en la definición por el liderato del Grupo G, cuando ambas selecciones ya están clasificadas a octavos de final.

¿Cómo dejar de lado a uno de los jugadores que estuvo en el origen de la mayor parte de las ocasiones de los Pross en Rusia?

"Kieran Trippier es el mejor tirador de centros de Inglaterra después de David Beckham", afirma la cadena Sky Sports, relevando la opinión de los medios de comunicación británicos, que lo han empezado a apodar el "Beckham de Bury".

El defensa del Tottenham de 27 años jamás ocultó su "admiración" por el "Spice Boy", el centrocampista de un pie derecho mágico que brillara en el Manchester United y luego en el Real Madrid.

"Cada vez que ejecuta un tiro, crea una amenaza para el rival con su precisión", continúa el diario Telegraph, recordando que gracias a un córner de Trippier el capitán Harry Kane pudo marcar el tanto del agónico triunfo contra Túnez en el debut (2-1).

En una Copa del Mundo en que el balón parado ha tomado una dimensión espectacular, el pequeño lateral derecho se ha convertido en una pieza indispensable para Inglaterra, para el beneficio del juego aéreo demoledor que exhiben Harry Maguire y el central John Stones. Panamá puede dar fe de ello (6-1).

"Sobre los ocho primeros córners del torneo, Inglaterra tuvo seis ocasiones de gol y marcó tres veces. De los últimos 72 tiros de esquina, no había marcado ni una sola vez", explica en base a datos concretos el Telegraph, subrayando la importancia de Trippier.

Nacido en Bury, en las afueras de Manchester, hizo sus primeras armas en el Manchester City, sin jamás poder lucir su camiseta en la Premier. Su brillo empezó a observarse en el Burnley, equipo de la Championship (segunda división inglesa), antes de unirse al Tottenham en 2015, para competir con Kyle Walker en el puesto de lateral derecho.

Trippier ha tomado una trascendencia total las últimas dos temporadas con el Tottenham, después de que el entrenador argentino Mauricio Pochettino no dudó en dar luz verde a la salida de Walker hacia el Manchester City por una fortuna para garantizarle el hueco a su nueva perla.

Por las dudas, los "Spurs" contrataron al exdefensa del París SG Serge Aurier, pero una vez más Trippier se impuso como titular indiscutido.

Este nivel superlativo de Trippier le cae como anillo al dedo a Gareth Southgate. En su visión moderna de juego, el seleccionador inglés necesita defensas dúctiles para construir sus ataques arrancando desde abajo.

Y además, Southgate quiere aprovechar la aceitada dupla Spurs Trippier-Kane, el primero tirando un centro casi de memoria para el bombardero 'Huracán' Kane, un centrodelantero con cabezazo matador y geniales definiciones a un toque.

"Desde el momento que uno tira un centro a la buena zona, se sabe que va a ser capaz de meterla adentro", confirma con una sonrisa Trippier, el heredero del pie derecho de un tal Beckham en los Pross, que disfruta Kane.

FUENTE: AFP