Rusia Economía -  25 de abril 2013 - 11:33hs

Putin niega que exista estalinismo en Rusia y mantiene rumbo económico

MOSCÚ ( AFP ) El presidente ruso Vladimir Putin negó que subsistiera cualquier tipo de estalinismo en Rusia y aseguró que mantendrá el rumbo ante las "alarmantes señales" enviadas por la economía, este jueves en una intervención ante sus compatriotas.

"Considero que no hay ningún elemento estalinista. El estalinismo está vinculado al culto de la personalidad, a las violaciones masivas de la legalidad, a las represiones y a los campos de detención. No hay nada de eso en Rusia", dijo Putin a una pregunta de un periodista.

Putin, que se expresaba en el marco de su habitual sesión de preguntas y respuestas con la población rusa, aclaró sin embargo inmediatamente: "pero eso no significa que no se necesite orden y disciplina".

Se trató de la primera sesión de este tipo desde su retorno al Kremlin, que tuvo una duración de casi cinco horas.

Putin también llamó a una mayor cooperación con Estados Unidos frente al terrorismo tras el atentado de Boston.

"La tragedia del atentado de Boston debe llevarnos a luchar juntos contra el terrorismo. Rusia también es víctima del terrorismo internacional", afirmó Putin.

"Si realmente unimos nuestros esfuerzos, no dejaremos que ocurran estos golpes", recalcó el presidente.

La lucha antiterrorista es uno de los raros ámbitos en los que la cooperación puede desarrollarse entre Moscú y Washington, ya que las relaciones entre los dos países están lastradas por notables divergencias, especialmente sobre derechos humanos en Rusia o el conflicto de Siria.

En el poder desde hace 13 años como presidente o primer ministro, Putin, exagente del KGB, se ha enfrentado a una ola de protestas sin precedentes que marcó el invierno boreal 2011-2012.

El movimiento ha perdido hoy algo de fuerza, debido a la resignación pero también a las severas consecuencias de tipo judicial o político, lo que le vale al gobierno ruso las críticas internacionales y de las organizaciones de derechos humanos .

El principal opositor ruso, Alexei Navalny, actualmente juzgado por desvío de fondos, denunció ser objeto de persecución política. Putin, en cambio, asegura haber pedido a la fiscalía ser "extremadamente objetiva" en el juicio.

Una amplia campaña ha sido además lanzada contra ONG que benefician de financiación occidental.

Un tribunal ruso condenó este jueves a una primera ONG, la asociación Golos, al pago de una multa de unos 7.500 euros por no haberse inscrito en el registro de los "agentes del extranjero" como exige una polémica ley, informaron las agencias rusas.

La ONG fue condenada a una multa de 300.000 rublos por no haber respetado una ley que obliga a las ONG con financiación exterior y "actividad política" a inscribirse en un registro "de agentes del extranjero" y a presentarse como tales en sus actividades públicas.

Golos había denunciado fraudes masivos en las últimas elecciones legislativas y presidenciales en favor del partido en el poder.

Mejoras sociales, según Putin

Interrogado por sus compatriotas, el presidente ruso elogió la mejora de la situación social del país, con un aumento del nivel de vida.

Sin embargo el crecimiento se ha frenado a 1,1% en el primer trimestre, lo que obligó al gobierno a reducir su previsión de crecimiento para 2013 a 2,4%, lejos de los 8% que tuvo Putin durante sus dos primeros mandatos.

"Aunque haya debates al respecto, las bases de nuestra política siguen sin cambios" dijo Putin, que pidió a los espectadores que le dieran tiempo al gobierno para poder trabajar.

Atribuyó la situación a la crisis en la zona euro, donde se hallan los principales socios comerciales de Rusia, así como a "una política de crédito demasiado estricta" que frena la actividad económica.

FUENTE: Agencia AFP

En esta nota: