En los próximos días serán anunciados los detalles técnicos y jurídicos de la asignación a ICA para construir el tramo de Izamal (Yucatán) a Cancún (Quintana Roo).

EFE

El Gobierno de México adjudicará de forma directa a la constructora mexicana ICA el cuarto tramo del Tren Maya de Izamal a Cancún, informó este lunes el director general del Fondo de Fomento al Turismo (Fonatur), Rogelio Jiménez Pons.

La adjudicación a ICA, compañía de construcción de México fundada en 1947 y con operaciones en una docena de países de América Latina, será directa porque la empresa ya cuenta con el derecho de vía de la autopista de Kantunil (Yucatán ) con Cancún (Quintana Roo), dijo Jiménez Pons.

Publicidad

Agregó que la decisión de la adjudicación directa ha sido tomada porque al ser ICA el propietario de la autopista que lleva a Cancún, la compañía tendría que indemnizarlos en caso de que se introdujera otra constructora.

"Tiene que ser adjudicación directa, sacarlos y meter a otra empresa es más complicado", comentó el titular del Fonatur, que tiene a su cargo el proyecto del Tren Maya, una de las obras insignia del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En los próximos días serán anunciados los detalles técnicos y jurídicos de la asignación a ICA para construir el tramo de Izamal (Yucatán) a Cancún (Quintana Roo).

El titular del Fonatur precisó que el Gobierno ya adquirió los derechos de vía para el proyecto del Tren Maya y ha comenzado a pagar un total de 757 millones de pesos (31,9 millones de dólares) a los propietarios.

Al momento, se han asignado por licitación tres tramos del Tren Maya a diversos consorcios para construir un total de 635 kilómetros con una inversión global de 44.263 millones de pesos (1.865,2 millones de dólares).

El primer tramo, 228 kilómetros de Palenque (Chiapas) a Escárcega (Campeche), fue ganado por el consorcio Mota-Engil México, de origen portugués, en convenio con China Communications Construction Company, Grupo Cosh, Eyasa y Gavil Ingenieria, con una inversión de 15.538 millones de pesos (654,7 Millones de dólares).

El segundo tramo, 235 kilómetros de Escárcega a Calkiní, ambos en Campeche, fue para el consorcio integrado por Operadora Cicsa, vinculada al multimillonario mexicano Carlos Slim, en convenio con FCC Construcción, con una inversión de 18.553 millones de pesos (781,8 millones de dólares).

El grupo formado por las empresas Construcciones Urales, Gami Ingeniería e Instalaciones y AZVI ganó el tramo de Calkini (Campeche) a Izamal (Yucatán), de 172 kilómetros y una inversión de 10.192 millones de pesos (429,4 millones de dólares).

López Obrador ha dicho que en esta obra del Tren Maya habrá cuatro contratos adjudicados para construir entre 800 y 900 kilómetros, lo que generará 100.000 empleos.

Publicidad