Espectáculo Famosos -  6 de marzo 2013 - 15:11hs

Bailarín confiesa ser instigador de ataque al director de Bolshoi

MOSCÚ (AFP). Uno de los principales solistas del ballet Bolshoi, Pavel Dimitrichenko, confesó que era el instigador del ataque con ácido en enero contra el director artístico, Serguei Filin, indicó el miércoles la policía, un crimen que según la prensa rusa fue cometido para vengar a una bailarina que no obtuvo el papel estelar en el Lago de los Cisnes.

Los tres sospechosos arrestados, "el presunto instigador Pavel Dimitrichenko, el agresor Yuri Zarutski y el chofer Andrei Lipatov", quien condujo a este último al lugar del crimen, "reconocieron su culpabilidad", anunció la policía de Moscú en un comunicado.

"La investigación continúa para establecer todas las circunstancias del crimen", según la misma fuente.

De acuerdo con una fuente policial citada por la agencia Interfax, los sospechosos podrían ser inculpados de "haber perjudicado gravemente a la salud" de la víctima, Serguei Filin, herido sobre todo en los ojos, y ser pasibles de una pena de hasta 12 años de prisión.

El principal motivo examinado por los investigadores es "una fuerte enemistad" del bailarín con el director artístico, destacó el servicio de prensa del ministerio del Interior, citado por Interfax.

Pavel Dimitrichenko, de 32 años, que baila en el Bolshoi desde 2002 y que interpretó a Espartaco y a Iván el terrible en los ballets de Yuri Grigorovich, no forma parte del grupo de ocho bailarines estrella, pero es uno de los principales solistas, un grado inferior en la jerarquía del Bolshoi.

El 16 de marzo tenía previsto bailar en "La bella durmiente del bosque".

El director artístico del ballet, Serguei Filin, de 42 años, nombrado en ese puesto en 2011, fue agredido con vitriolo el 17 de enero en la entrada de su edificio, en Moscú.

Filin, herido de gravedad, fue sometido a un injerto de piel y a varias intervenciones quirúrgicas en los ojos, ya que la córnea se vio afectada. Actualmente se encuentra en Alemania, donde se le proporciona tratamiento médico.

Inmediatamente vinculó el ataque a su actividad profesional y declaró en una entrevista a la televisión que "estaba absolutamente seguro" de la identidad de su agresor, pero no dijo nada más.

Los colegas de Filin señalaron fuertes rivalidades entre bastidores y una lucha por obtener papeles.

La prensa popular afirmó el miércoles que el crimen había sido cometido por una mujer, la bailarina Angelina Vorontsova, compañera de Pavel Dimitrichenko.

Serguei Filin le había negado el papel de Odette/Odile en el Lago de los Cisnes, considerado de primera categoría para una bailarina.

"¿Filin fue rociado de ácido a causa de una mujer?", titula en su portada el diario Komsomolskaia Pravda.

"En el teatro, se dice que Angelina estaba frustrada porque Filin no la veía en ese papel y que ella aparentemente habló de esa flagrante injusticia con su profesor Nikolai Tsiskaridze y con su amigo Pavel Dimitrichenko", afirma este cotidiano.

El martes por la noche, cuando Pavel Dmitritchenko ya había sido detenido, su compañera Angelina Vorontsova participó en un ensayo del balet "Las Joyas", con lágrimas en los ojos y muy entristecida, según un bailarín que estaba presente.

Desde la agresión, la policía interrogó a numerosos testigos y sobre todo a miembros de la compañía.

Los investigadores quisieron utilizar el detector de mentiras, pero todos los testigos se negaron, incluyendo Nikolai Tsiskaridze.

Este bailarín estrella está en conflicto declarado con la dirección del teatro, que lo acusó casi abiertamente de haber instigado al crimen contra el director artístico.

"Triángulo en el Bolshoi", tituló por su parte Moskovski Komsolets, que publica en su primera página fotos de Vorontsova, Filin y Dimitrichenko en el papel del zar Iván el Terrible.

"Nadie entre mis amigos puede creer ven la culpabilidad de Pavel Dmitritchenko. Habría que estar loco para hacer eso", dijo Sacha, una bailarina interrogada por la AFP.

"Esa tesis no es fiable. No es un móvil serio", aseguró Sacha, quien destacó que la práctica del otorgamiento de los papeles en el Bolchoi - una de las prerrogativas de Serguei Filine - causa descontento en el grupo.

"Algunos nombramientos se hacen con base en relaciones o ha cambio de dinero, es lo que dicen muchos bailarines en el Bolchoi,y por eso algunos solistas actuales, hombres o mujeres, no tienen cualidades para desempeñar ese papel", agregó Sacha.

En esta nota: