ESPAÑA Famosos -  12 de julio 2017 - 12:39hs

Elena Tablada habla de su relación con Bisbal y de su papel como padre

Aunque la separación de David Bisbal y Elena Tablada en 2011 estuvo marcada en un principio por las tensiones relacionadas con la custodia de su única hija en común, Ella -su madre quería educarla en Miami, lejos de la atención mediática que había generado el final de su relación sentimental con el cantante-, y su desacuerdo respecto a la pensión de manutención que él debía pasar a su ex para el cuidado de la pequeña, finalmente ambos consiguieron llegar a un acuerdo -previo paso por el juzgado- para pasar página y centrarse en ejercer juntos como padres.

Ahora la diseñadora de trajes de baño no ha dudado en utilizar su última aparición en la prensa, posando en la edición española de la revista Playboy, para dedicar unas bonitas palabras al almeriense y demostrar así que, desde que las aguas volvieran a la calma, cada uno de ellos ha sabido cumplir a la perfección con su papel y sus obligaciones.

"Estoy muy orgullosa del tipo de padre que es. La fama va y viene", asegura la diseñadora en la entrevista que acompaña al extenso reportaje fotográfico en el que aparece posando de forma muy sensual, además de hacer gala de una sinceridad arrolladora: "Fue horrible cuando me separé, estuve cuatro meses sin salir de casa. Tenía un seguimiento continuo y estaba en el punto de mira. Todo valía", reconoce sobre el final de su romance de seis años con Bisbal.

Sin embargo, el tiempo todo lo cura y, después de varios noviazgos fallidos, tanto el intérprete como ella parecen haber encontrado la estabilidad en el plano sentimental: él con la guapa venezolana Rosanna Zanetti, y Elena con Javier Ungría, su novio desde hace dos años. Junto a él ha recuperado la ilusión tras convencerse de que, como madre soltera, no volvería a encontrar nunca el amor.

"Me gusta poder reírme con la persona que quiero. Es fundamental", apunta."Pensaba que sí [que sería un problema tener una hija] hasta que conocí a mi pareja. No es un handicap. Eso sí, es fundamental tener un tiempo para ti. A mí me cambió la vida los dos años en los que estuve soltera. En ese tiempo empecé a conocerme y a valorarme".

En esta nota: